Tal vez pienses que los personajes de tus historias tienen que ser únicamente seres humanos para considerarse personajes, más esto no es del todo cierto. Ahora veremos con más detalle las diferentes naturalezas de los personajes literarios.

LOS PERSONAJE LITERARIOS NO TIENEN POR QUÉ SER HUMANOS

Los personajes de tus historias pueden ser animales, personas, un objeto personificado, criaturas sobrenaturales, personajes históricos; Cualquier cosa a la que puedas darle libre albedrío y la capacidad de desear, accionar y sufrir sus consecuencias, puede convertirse en un personaje (incluso en el protagonista de tu historia).

LOS PERSONAJES LITERARIOS PUEDEN SER ANIMALES

·         “La razón de estar contigo” de W. Bruce Cameron. Esta historia narra el viaje de un perro que reencarna en cuatro vidas, el cual va buscando su propósito en cada una de ellas.

·         “Las crónicas de Narnia” de C. S. Lewis. En esta historia cuatro niños descubren un armario que les sirve como un portal a Narnia. Allí los niños, junto con el león Aslan, serán encargados de liberar al reino de la tiranía de la Bruja Blanca y recuperar el verano, la luz y la alegría para todos los habitantes de Narnia.

…PUEDEN SER SERES HUMANOS

·         Harry Potter, de la novela fantástica del mismo nombre, escrita por J. K. Rowling.

·         Phileas Fogg, de la exitosa novela “La vuelta al mundo en ochenta días”, escrita por Julio Verne.

·         Alicia, de la novela de fantasía “Alicia en el país de las maravillas”, escrita por Lewis Carrol.

…PUEDEN SER OBJETOS PERSONIFICADOS

·         El cascanueces, del cuento “El cascanueces y el rey de los ratones”, escrito por Ernst Theodor Amadeus Hoffmann. 

·         Pinocho, de la novela “Las aventuras de Pinocho”, escrita por Carlo Collodi.

…PUEDEN SER CRIATURAS SOBRENATURALES

·         Bilbo Bolsón, de la novela fantástica “El hobbit”, escrita por J. R. R. Tolkien.

·         La sirenita, del cuento de hadas del mismo nombre, escrito por Hans Christian Andersen.

…PUEDEN SER PERSONAJES HISTORICOS

·         Ana Frank, de la edición de diarios personales de nombre “El diario de Ana Frank”, escritos por Ana Frank.

·         Josef Mengele, de la novela “Los niños del Brasil”, escrita por Ira Levin.

Estos son tan solo unos poquísimos ejemplos de toda la gran variedad de personajes que podríamos ubicar en cada uno de los casos. Ni por un momento dejes que cierren tu capacidad para crear personajes, puedes crear personajes hasta de un auto de carreras (no nos olvidemos de Herbie).

Si les gusta la escritura y quieren seguir aprendiendo aquí les compartímos un curso gratuito de escritura (HAZ CLIC EN LA IMAGEN PARA VER EL CURSO)

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Certificados SSL Argentina